Logo

0
  • No hay productos en el carrito

Mudarse con mascotas

Categoría: Decoración


Mudarse con mascotas es difícil. Puedes estresarse tanto aunque entiendas el por qué y a tu mascota le suele pasar lo mismo, sólo que ellos no entienden.

Evita que tus mascotas se asusten o estresen demasiado durante el proceso de mudanza con las siguientes sugerencias. Ayudarán a que tanto vos como tu amigo peludo se sientan más cómodos y menos ansiosos.

Mudarse con mascotas no es fácil, por lo tanto, prepárate

Acostumbra a tus animales a la mudanza con anterioridad. Comienza a empaquetar pronto, colocando las cajas en lugares donde tu mascota pueda verlas. Esto les ayudará a sentirse más cómodos cuando la mudanza esté en marcha y la casa esté llena de cajas.

Ponte en contacto con tu veterinario para encontrar un nuevo veterinario:

Vas a tener que encontrar un nuevo veterinario, así que adelántate. Habla con tu veterinario actual para ver si tiene alguna recomendación sobre el lugar al que te vas a mudar. Esto te facilitará la transición, y tu mascota tendrá menos probabilidades de tener que lidiar con un mal veterinario después de la mudanza.

Si te mudas a un edificio, mudarte con mascotas puede ser un tanto difícil. Comprueba primero las normas del consorcio: ¿Se puede llevar animales al edificio? ¿Existen restricciones en cuanto a las mascotas que puedes tener?

Haz muchas fotos de tu mascota: Durante y después de la mudanza, la pérdida de tu mascota es mucho más probable durante la mudanza. Si guardas muchas fotos, podrás ayudar a otros vecinos a identificar a tu mascota si se pierde.

Actualiza sus placas/microchips: Por la misma razón que las fotos, debes asegurarte de que sus placas y microchips tengan tu nueva dirección. No te servirá de mucho si alguien encuentra a tu mascota y se presenta en tu anterior domicilio para devolverla o llama a un teléfono viejo.

Al momento de mudarse con mascotas

Lleva a tu mascota contigo en tu auto/vehículo: Esto le ayudará a sentirse más cómodo al dejar el entorno al que está acostumbrado.

Protege a su mascota en su nueva casa: Durante la mudanza, instala las medidas de seguridad necesarias. Una red para gatos y perros en caso de vivir en un edificio y que haya acceso al balcón.

Una vez que la mudanza con mascota haya culminado

El primer paso es permitirles el acceso a solo una habitación, y luego deberás ampliar el acceso poco a poco: Abrir toda la casa a su mascota después de una mudanza puede ser abrumador para ellos.

En su lugar, amplía lentamente su acceso de una habitación a otra. Es imposible decir con exactitud cuándo y cómo dejarle entrar en la casa, así que use su propio criterio para saber si se siente cómodo con su entorno y si tiene curiosidad por explorar.

Llena tu habitación de cosas familiares: Cuando los mantengas en una sola habitación, haz que se sientan cómodos en ella.

Mudarse con mascotas es difícil. Puedes estresarse tanto aunque entiendas el por qué y a tu mascota le suele pasar lo mismo, sólo que ellos no entienden. Pero puedes hacer cosas para mitigarlo. Incluso algunas cosas pequeñas pueden suponer una gran diferencia para ambos, haciendo que mudarse con mascotas sea una experiencia menos difícil.